Difícil situación atraviesa el Hotel Bauen, de Buenos Aires, originada por la actual pandemia de coronavirus

Dif
El Hotel Bauen de la ciudad de Buenos Aires, regenteado por una cooperativa de trabajo, está atravesando una difícil situación económica, como consecuencia de la situación impuesta a partir de las medidas de prevención dispuestas por el gobierno, en el marco de la emergencia sanitaria.

Federico Tonarelli, vicepresidente, describió la situación de la entidad, señalando que “estamos cerrados desde el 20 de marzo, sin ningún tipo de ingreso y facturación cero. Estoy totalmente consciente de que se está haciendo lo correcto, estamos cuidando la salud de todos. Cumplimos con el aislamiento, pero lo cierto es que estamos sobreviviendo con el IFE, aquellos que pudimos acceder”.

El dirigente cooperativista señaló: “No hemos podido acceder a que el hotel cumpla con funciones de aislamiento. Lo pusimos a disposición desde el inicio, entendemos que en provincia se pueden manejar con los que hay allí, y en la ciudad de Buenos Aires tenemos un enfrentamiento histórico con el gobierno. Así que llamarían al último hotel de la ciudad, antes que nosotros, incluso sabiendo que contamos con 350 plazas y una ubicación privilegiada”.

“De continuar la actividad hotelera, gastronómica y de espectáculo sin poder trabajar como antes del 20 de marzo, nosotros nos vemos envueltos realmente en una situación tremenda. No solamente nosotros, la gran mayoría de las cooperativas. Estamos preocupados, acumulamos deudas de todo tipo”, puntualizó Tonarelli.

En cuanto a reclamos, expresó: “Consideramos que sufrimos una discriminación con relación a las empresas de capital, sentimos que no entramos en el radar de aquellos funcionarios que todavía entienden de manera binaria el mundo del trabajo, como si solamente se pudiera trabajar como asalariado o autónomo”.

“La Cooperativa El Descubridor está trabajando para realizar de forma virtual un festival a beneficios de las cooperativas, con todas las obras que funcionan en el hotel. Será el fin de semana del 18, 19 y 20 de septiembre. En cuanto al bar, solamente se autorizaron los que tienen permiso para contar con mesas afuera. Nosotros nunca tuvimos ese permiso, por lo que seguimos cerrados”, finalizó Federico Tonarelli.