En Ecuador, las cooperativas de ahorro y crédito ya están implementando su billetera electrónica

Las cooperativas de ahorro y crédito de Ecuador ya tienen en avanzado desarrollo su billetera electrónica. Se trata de un proyecto piloto que por ahora está funcionando en cuatro cooperativas y que lo lleva adelante Financoop. Este switch transaccional y la plataforma desarrollada hasta ahora se podría conectar con la plataforma del Banco Central del Ecuador (BCE).

Así lo explicó ayer Bautista Marín, miembro de la Asociación de Organismos de Integración del Sector Financiero Popular y Solidario (Asofipse) y presidente de la Caja Central Cooperativa Financoop. Esta última entidad es una cooperativa financiera de segundo piso que está integrada por 117 cooperativas a nivel nacional, de todos los segmentos.

Para Marín, lo que busca este proyecto es que los socios de las cooperativas puedan hacer uso digitalmente de esos servicios, a través de canales web o en las APP.  Explica que en su plataforma se podrían hacer pagos, transferencias, compras. La conexión con la plataforma del BCE, que aún no se conoce en qué términos económicos se haría, podría ser solo un servicio complementario, comentó.

En todo caso, agrega, lo que se persigue es un fin más grande e importante que es reducir el uso del dinero físico.  Sostiene que el hecho de ingresar en este proyecto también significará una importante inversión de las entidades financieras en capacitación y educación de la ciudadanía para promover el uso de los pagos digitales.

En un comunicado el Banco Central confirmó que ninguna de las cuentas de dinero electrónico que actualmente funcionan se ha cerrado, y solo lo harán cuando las plataformas de las entidades del sistema financiero privado, cooperativo y popular y solidario estén listas y en funcionamiento.

El Banco Central  de Ecuador también ratificó que esta entidad mantendrá su papel de regulador a través del control, compensación y liquidación de estos. Durante la etapa que el dinero electrónico estuvo en manos del Central, es decir desde 2014, se han abierto  aproximadamente unas 360.000 cuentas virtuales.